'¿Existe Dios?' Debate entre Hitchens y Craig

LA MIRADA, Calif. (BP)--Durante una temporada durante la cual muchos se preparan para celebrar la resurrección de Jesús, dos hombres debaten acerca de la existencia de Dios.

Un prominente ateo y un apologista cristiano se enfrentaron el 4 de abril en un debate titulado "¿Existe Dios?" en la Universidad Biola, una escuela evangélica en La Mirada, California, cerca de Los Ángeles.

Christopher Hitchens, considerado un líder del nuevo movimiento ateísta, confrontó frente a frente a William Lane Craig, un profesor de la Universidad Biola reconocido como uno de los filósofos religiosos líderes a nivel mundial. Unas 4,000 personas presenciaron en debate en el gimnasio de la universidad mientras que se calcula que otros 6,000 lo vieron a través del Internet o vía satélite en sitios ubicados por el sur de California.

Aunque Craig tenía la ventaja de estar en casa, Hitchens no se dejó intimidar, exhortando de esta manera, "Emancípense de la idea de una dictadura celestial y habrán tomado el primer paso hacia la libertad."

Pero Craig tenía listas sus réplicas.

"El fruto de la cosmovisión naturalista es que la humanidad está reducida a la falta de significado, de valor y de propósito," dijo Craig.

Ambos colocaron en su oponente la carga de mostrar pruebas. Craig dijo que Hitchens tendría que explicar cómo es que el universo pudiera crearse a sí mismo a partir de la nada, mientras que Hitchens dijo que Craig tendría la formidable empresa de probar la existencia de Dios en la ausencia de un conocimiento completo acerca de la biología y el universo.

Al final del debate, ninguno quedó convencido de que el otro había cumplido con las exigencias.

"Hemos escuchado ataques a la religión, se ha impugnado al cristianismo, se ha impugnado a Dios, se ha impugnado a la Madre Teresa, pero no hemos escuchado ningún argumento de que Dios no existe," dijo Craig. "El Sr. Hitchens parece no reconocer que el ateísmo en sí mismo es una cosmovisión, y que clama ser el único verdadero y que todas las demás religiones son falsas. No es más tolerante que el cristianismo con respecto a otros puntos de vista."

Craig acusó a Hitchens de estar más inclinado al agnosticismo que al ateísmo puro. Dijo que Hitchens nunca comprobó en definitiva la no existencia de Dios. Hitchens dijo que no tenía que hacerlo, argumentando que el ateísmo simplemente cree que los argumentos a favor de Dios son tan no convincentes que son en sí una declaración de incredulidad.

"No tengo que probar un cuento de hadas. No tengo que probar la existencia de Santa Claus," dijo Hitchens. "Pienso que aquellos que creen en estas cosas nunca han podido construir un caso plausible o inteligente a su favor."

Hitchens ampliamente negó la importancia del cuestionamiento de Craig acerca de cómo el universo podría ser creado de la nada, sin Dios. En su lugar, preguntó por qué Dios crearía un mundo que inevitablemente sería destruido. Craig dijo que ese no era un buen argumento en contra de Dios porque los cristianos creen en una resurrección y una nueva creación.

"La duración temporal de algo es irrelevante en cuanto a que haya sido diseñada de tal manera," dijo Craig.

Hitchens admitió que el aferrarse al ateísmo puede llevar a uno a conclusiones deprimentes acerca de la vida. Ese hecho, sin embargo, no prueba "los buenos deseos" de las religiones acerca de la vida después de la muerte, dijo.

Durante una parte del debate dedicada a preguntas de la audiencia, un estudiante de Biola preguntó en dónde puede uno encontrar significado para la vida aparte de en la creencia en Dios. Hitchens dijo que lo que da significado a su vida es "ayudar a que otros sean libres."

Ambos hombres hicieron reír a la audiencia en ciertas ocasiones. Incluso con una multitud mayoritariamente cristiana, algunas risas surgieron cuando Hitchens se burló de la idea cristiana de la libertad, diciendo que los humanos tienen libren albedrío "porque el jefe insiste en que lo tengan."

El debate fue moderado por Hugh Hewitt, un anfitrión de un programa de radio nacional conservador y sindicado y el anfitrión fue Craig Hazen, el director del programa de apologética en Biola. El debate comenzó con comentarios de apertura de 20 minutos por parte de Craig y Hitchens y luego prosiguieron a examinarse mutuamente y se cuestionaron el uno al otro. Le siguió un tiempo para preguntas provenientes de los estudiantes en la audiencia, y finalizó con argumentos de conclusión por parte de cada contendiente en el debate.

Heather Adams, una estudiante de Biola, dijo que disfrutó el debate aunque los ponentes expusieron sus puntos de vista independientemente del que tuviera el otro.

"Estaban hablando en diferentes términos. Parecía que hablaban encima el uno del otro," dijo.

Se formaron muchos círculos de discusión después del debate. Un grupo de Inland Empire Atheist, cuyos miembros vistieron camisas azules para distinguirse entre la multitud, fue especialmente popular. Un miembro debatió en voz alta con tres estudiantes mientras que otros respondían preguntas a los reporteros.

Daniel Hobbs, un fanático de Hitchens y residente de Orange County, criticó el argumento de Craig quien dijo que la veracidad de una cosmovisión no debería estar basada en su impacto social.

"¿Cómo puedes juzgar una religión si no juzgas su impacto en la sociedad?" preguntó.

Sin embargo, Dobbs dijo que el debate fue justo, a pesar de haber sido sostenido en un campo claramente cristiano. También felicitó al cuerpo estudiantil por haber sido cortés y respetuoso, diciendo, "Ya hay suficiente peleas y argumentaciones en el mundo."

Dave Sormillion, un graduado de la Escuela de Teología Talbot en la Universidad Biola, fue uno de los primeros en llegar a la fila que rodeaba el lugar y donde esperó por más de tres horas antes de que comenzara el debate. Dijo que el hecho de que la multitud estuviera tan interesada mostraba el "calibre de los contendientes."

"Es algo así como cuando tienes a dos boxeadores sólidos y quieres verlos pelear," dijo Sormillion. Enfatizó, sin embargo, la necesidad del amor cristiano y la oración en medio de las palabras aguerridas. "No creo que sea demasiado el orar por su salvación," dijo, refiriéndose a Hitchens.

Craig es un profesor investigador de filosofía en la Escuela de Teología Talbot de la Universidad Biola. Tiene doctorados de la Universidad de Birmingham y de la Universidad de Munich, además ha sido el autor de "God is Not Great: How Religion Poisons Everything" y ha sido columnista de Vanity Fair, The Nation y Slate. Recientemente fue nombrado entre los 25 liberales más influyentes en los medios de comunicación en los EE UU según la revista Forbes.

Dos semanas antes del debate en Biola, Hitchens sostuvo un debate en Dallas durante una exhibición de libros cristianos entre un panel de cuatro apologistas cristianos, incluyendo a Craig. En una conferencia de prensa antes del debate del sábado, dijo que había aceptado estos retos recientes porque ya está cansado de "las típicas pláticas de las editoriales liberales" y quería ver a "los entregados a Dios dar la cara."


Download Story