COMPENDIO VIDA: Doctor abortista se declara inocente en caso relacionado con la muerte de una creyente;...

WASHINGTON (BP)--Se ha declarado inocente el doctor Rapin Osathanondh, quien ejerce en Massachusetts, acusado de asesinato por la muerte de una mujer de 22 años el año pasado.

La muerte de Laura Smith en septiembre llamó la atención no sólo porque ocurrió mientras estaba bajo el cuidado de un doctor en una clínica para abortos sino también porque ella era miembro de una familia evangélica a favor de la vida. Smith fue declarada muerta el 13 de septiembre en el Hospital Cape Cod luego de haber sido trasladada de la clínica de Osathanondh en Hyannis, Mass, en una ambulancia, según reportó el diario Cape Cod Times.

Una organización a favor de la vida ha anexado el nombre de la víctima a una ley de consentimiento por información para presionar a que la legislatura la adopte. El comité directivo de Massachusetts Citizens for Life votó a favor de denominar a tal ley la Ley de Laura, reportó LifeNews.com el 11 de agosto. Según la misma fuente, la propuesta requiere que se le dé a la mujer que desea abortar la información acerca de los riesgos del aborto, las alternativas y el desarrollo del bebé nonato.

Osathanondh, de 65 años, se declaró inocente el 24 de julio, ocho días después de haber sido acusado por un Gran Jurado del Condado Barnstable, de acuerdo con The Boston Globe. "Que sea suficiente decir que hubo una falta de atención al tipo de procedimientos relacionados con salvar vidas, una falta que uno esperaría en un lugar donde se realiza una operación con anestesia," dijo el Abogado de Distrito Michael O´Keefe, según The Boston Globe.

Osathanondh renunció a su licencia médica en febrero aparentemente después que se enteró de que el Comité de Registros en Medicina del estado había votado a favor de suspenderlo. Su renuncia es permanente.

Eillen Smith, la madre de Laura, no sabía que su hija –comprometida en matrimonio- estaba embarazada. Laura era antiabortista y fue criada en un hogar cristiano por Eillen y su esposo Tom, junto con sus tres hermanos. Laura había hecho su profesión de fe en Cristo y fue bautizada a los 12 años, dijo su madre.

Desde que Laura murió, Eillen Smith se ha vuelto más abierta acerca de su apoyo a la causa antiabortista.

"Mientras viajaba por el país hablando sobre la historia de Laura, me animaba que estuviera esparciéndose y que la gente recibiera ayuda y se salvaran vidas," dijo. "Mi meta es también ser una catalizadora en las leyes que están cambiando en [Massachusetts] y quizás más allá de ahí."

OREGON FAVORECE DE NUEVO AL SUICIDIO -- La cultura de muerte en Oregon, con el apoyo del gobierno, le ha informado a otro paciente con cáncer que no cubriría la quimioterapia pero sí financiaría su muerte a través del suicidio asistido por un doctor.

Randy Stroup, de 53 años, residente en Dexter, Oregon, solicitó a Oregon Health Plan que pagara su quimioterapia pero se le informó que sí proveería para un suicidio asistido y no para un caro tratamiento contra el cáncer.

"Me quedé boquiabierto," dijo Stroup acerca de la carta de aviso, según informó FOX News. "[¿Cómo pueden] no pagar por medicina que me ayudaría a conservar mi vida, y ofrecen pagar por que le ponga fin?"

En este mismo año, el diario The Eugene Register-Guard de Oregon reportó que Barbara Wagner, de 64 años, había sido informada que Oregon Health Plan no cubriría el costo de un medicamento para combatir su recurrente cáncer en el pulmón pero que sí proveería para un suicidio asistido.

A final de cuentas Stroup y Wagner recibieron buenas noticias acerca de sus peticiones, Stroup se negó a aceptar la negativa del estado, y finalmente Oregon aceptó pagar por su quimioterapia, reportó FOX News. A inicios de junio, Wagner recibió un aviso diciendo que la firma farmacéutica que promueve en el mercado el medicamento que ella necesitaba se lo proveería sin costo alguno, según el diario The Register-Guard.

Oregon Health Plan provee asistencia financiera mensual para unos 380,000 residentes de bajos recursos.

PÉRDIDA A FAVOR DE PLANNNED PARENTHOOD -- Phill Kline, principal adversario acusador de Planned Parenthood, perdió en la primaria republicana para ser el fiscal de distrito del Condado Johnson, en Kansas. Steve Howe derrotó a Kline por un margen del 40-60 por ciento en la elección del 5 de agosto bloqueando así el intento de Kline por ocupar el puesto, reportó el diario The Kansas City Star.

Kline ha presentado 107 cargos en contra de la clínica de Planned Parenthood en Overland Park, Kansas. Entre los cargos se encuentra el ejecutar abortos ilegales en embarazos muy avanzados y proveer información falsa. Es el primer fiscal que presenta cargos en contra de una clínica de Planned Parethood desde que se tomó la decisión Roe vs Wade para legalizar el aborto en 1973, según el mismo diario.

Después de la derrota, Kline dijo a sus partidarios, según The Star, "He sido honrado de varias maneras… Hay algunas causas por las cuales vale la pena ser derrotado, y en eso no hay fracaso."

Las filiales de Planned Parenthood Federation of America, el líder proveedor de abortos en el país, realizaron casi 290,000 abortos en 2006. Por primera vez el año pasado PPFA sobrepasó los $1,000 millones en ganancias anuales, con más de $336 millones de ese monto provenientes de concesiones y contratos con los gobiernos estatales y federales.

SIN ARREPENTIMIENTO, 'VERGÜENZA INCREÍBLE' -- Angela Simmons, madre soltera británica de 39 años, dice que no se arrepiente de sus siete abortos, pero admite sentir "una vergüenza increíble."

Simmons, quien radica en el suroeste de Inglaterra con su hijo Ben, de 8 años, forma parte de esta vergonzosa categoría: las cerca de 50 mujeres británicas que cada año tienen por lo menos su séptimo aborto. Unas 1,300 mujeres tuvieron por lo menos su quinto aborto en 2007, según el diario The Daily Mail.

"La razón por la cual yo tuve tantos abortos es que no quise traer a un niño al mundo a menos que mi situación fuera perfecta- pero nunca lo fue," dijo Simons, cuyos siete bebés abortados fueron concebidos con cinco diferentes hombres. "Con cada término me sentí responsable de continuar con mi vida y olvidarme de lo sucedido. Después de cada uno de los abortos cancelé mis emociones y nunca pensé en ellos. No sentí arrepentimiento alguno."

Todos sus abortos fueron hechos en la misma clínica, la cual le proveyó muy poca consejería, dijo.

"Yo desearía que alguien en esas clínicas se hubiera sentado realmente conmigo y me hubiera explicado apropiadamente," afirmó Simmons, según el mismo diario.


Tom Strode es el jefe del buró de Baptist Press en Washington.

Download Story