COMPENDIO VIDA: Demócratas planean esfuerzo para derrotar veto de ICME; ciudades californianas se unen al grupo pro-aborto; células madres éticas proveen esperanza para la diabetes

WASHINGTON (BP)--Dicen los partidarios de la investigación de células embriónicas que destruye a los embriones que no regresará sin una prolongada batalla en este Congreso.

Según Congressional Quarterly Today, el Senado votará sobre su propia versión de una propuesta de ley para financiar la investigación de células madres embriónicas (ICME), según lo decidieron los líderes demócratas.

Al hacerlo así, los partidarios de la ICME pondrán en la mesa la posibilidad de que el Senado dé el primer tiro al plan de revocar el veto del Presidente Bush. La posibilidad de una anulación del veto es más factible en la cámara alta que en la Casa de Representantes.

Mientras tanto, si fallara esta estrategia, el Sen. Tom Harkin, demócrata de Iowa, un líder promotor de la ICME, ha prometido adjuntar la medida a una de las propuestas de ley que tendrá que ser aprobada.

“El presidente tiene que entender que [la propuesta] no está disipándose,” dijo Harkin luego de una audiencia sobre la investigación de células madres el 19 de enero, reportó CQ. “Si la veta, y no tenemos los votos necesarios para volcar el veto, buscaremos todo camino posible para adjuntarla a una legislación que deba ser aprobada este año.”

Según Associated Press, la Rep. Diana DeGette, demócrata de Colorado, prometió una estrategia similar el 26 de enero. “Él puede hacerlo de la manera fácil o de la difícil,” afirmó, refiriéndose a Bush, la patrocinadora de una propuesta de ley de financiamiento aprobada en la Casa de Representantes.

El 11 de enero, la Casa aprobó el Acto de Mejoramiento de la Investigación de Células Madres en una votación de 253 contra 174. El total estuvo lejos de alcanzar la mayoría de dos tercios que se necesita para abolir el veto. Una anulación requiere 290 votos para ser aprobada si es que todos los miembros de la Casa votan.

Los demócratas planean ganar la aprobación del Senado para una versión que difiere de la legislación ya aprobada por la Casa, reportó CQ. La propuesta de ley aprobada por el Senado irá a la Casa, donde puede aprobarse la versión del Senado o sustituir su lenguaje. Una versión sustituta exigiría la instalación de un comité de conferencia que negociara las diferencias antes de regresar la propuesta final a las manos de ambas casas para someterla a su aprobación. De cualquier manera, se enviará la medida al Senado para intentar primero que sea anulada.

“No es sorprendente que [los demócratas] hicieran esto, porque el Senado está muy cerrado y hay una posibilidad de que el Senado lo anule,” dijo Douglas Johnson, director legislativo de National Right to Life Committee.

Sin embargo, a los partidarios del financiamiento de la ICME les hará falta un voto, si todos los senadores que regresen votaran igual que el año pasado y si los recientemente electos en noviembre votaran de la manera en que han dicho es su inclinación, dijo Johnson a Baptist Press.

El año pasado, los senadores votaron 63 contra 37 a favor de la medida aprobada en la Casa, cuatro votos menos para alcanzar la mayoría que se necesita para la anulación del veto.

Ya sea que el Senado gane los votos que necesita para lograr la anulación, dijo Johnson, “la Casa va a sostener el veto ya sea que vote en primer o segundo lugar.”

Al respecto de las promesas de Harkin y DeGatte, Johnson dijo que la situación es similar a la que enfrentó el padre del presidente actual, quien estuvo en la Casa Blanca de 1989 a 1993 cuando ambas casas estaban en control de los demócratas. En ese entonces, los líderes demócratas usaron las mismas tácticas, adjuntando medidas que dañan las políticas antiabortistas a las propuestas de ley que no están relacionadas o que son críticas.

El primer Presidente Bush vetó 10 propuestas de ley diferentes debilitando las políticas antiabortistas y los 10 vetos se mantuvieron en el Congreso, dijo Johnson. Las propuestas de ley generales se aprobaron y firmaron para convertirlas en leyes sin incluir las provisiones a las que el presidente se oponía.

El actual presidente Bush ha reiterado su intención de vetar cualquier propuesta de ley que debilite su política de financiamiento de la ICME. Su único veto en los seis años que lleva en la Casa Blanca, llegó el año pasado cuando rechazó la misma propuesta de ley aprobada recientemente por la Casa. El intento de anulación que la Casa hizo en julio no obtuvo los votos necesarios.

La medida aprobada por la Casa pudiera proveer fondos para la investigación que usa células madres extraídas de embriones almacenados en clínicas de fertilización in vitro. La regla de Bush permite fondos para la investigación exclusiva de líneas de células madres que ya existían cuando su política fue anunciada en agosto del 2001.

Las células madres son las células maestras del cuerpo que se pueden desarrollar en forma de tejidos y otras células, proveyendo esperanza para el tratamiento de varios padecimientos.

National Religious Liberty Commission, Southern Baptist Ethics & Religious Liberty Commission y otras organizaciones antiabortistas se oponen a la investigación embriónica porque la extracción de células madres requiere la destrucción de un ser humano con pocos días de vida.

A diferencia de la investigación que utiliza embriones, el extraer células madres de fuentes no embriónicas -- como el cordón umbilical, las placentas, la grasa y la médula espinal -- tiene casi el apoyo universal. Tal investigación, financiada por el gobierno federal, no daña al donador y ha producido tratamientos para cerca de 72 enfermedades, según ‘Do Not Harm’, una coalición que promueve la ética en la investigación. Entre dichas enfermedades se encuentran los daños a la espina dorsal, artritis reumatoide, lupus, esclerosis múltiple y drepanocitosis.

La ICME todavía no ha producido una terapia para seres humanos y su éxito se ha opacado por el desarrollo de tumores en animales de laboratorio.

CIUDADES PRO-ABORTO -- Santa Cruz se ha convertido en la más reciente ciudad que ha escogido su bando en el debate sobre el aborto.

El ayuntamiento votó 5 a 2 en su reunión del 23 de enero para declarar a Santa Cruz como una “ciudad pro-aborto” y autorizar que se una a la Campaña Pro-Aborto de la Ciudad, según el diario Santa Cruz Sentinel.

El diario describió dicha campaña como una “red nacional de ciudades dedicadas a defender las opciones de salud reproductiva y el acceso a los servicios.” Aparentemente, la campaña comenzó con la ciudad de West Hollywood, California.

En agosto, Santa Mónica, California se unió a West Hollywood como uno de los miembros fundadores de la campaña, gracias a una votación unánime de su ayuntamiento. En el mismo estado, el Ayuntamiento de Berkeley está considerando una propuesta para unirse a la campaña en la reunión programada para el 30 de enero, según un calendario tentativo que se publicó en la Internet.

Los miembros del Ayuntamiento de Santa Cruz defendieron su votación a favor de la resolución diciendo que era una manera de salvaguardar la “salud y seguridad” de la gente, reportó el Sentinel.

“No creo que haya dudas acerca de la preferencia de la mayoría de los residentes de Santa Cruz a este respecto,” declaró Mike Rotkin, miembro del ayuntamiento, según el diario antes mencionado. “No tomamos decisiones basadas en la unanimidad. Tomamos decisiones basadas en la mayoría.”

Lynn Robinson, una miembro del ayuntamiento, y quien votara en contra de la moción, dijo que el grupo “se fue en la dirección equivocada,” según reportó el Sentinel. Robinson, quien afirma que apoya los derechos al aborto, declaró, “Cuando hay tantos negocios de la ciudad por atender, esto no es lo que yo quiero estar haciendo como miembro del ayuntamiento.”

Algunos de los residentes de Santa Cruz suplicaron al ayuntamiento que no aprobara la resolución.

“Declarar a Santa Cruz como una ciudad pro-aborto es una mentalidad de asesinato,” dijo Gere Schmidt, un residente de 22 años, reportó el Sentinel. “Creemos que el bebé nonato [diría] al ayuntamiento: ‘Por favor no promuevan y apoyen que el vientre de una madre de Santa Cruz sea una tumba.’”

ESPERANZAS POR LAS CÉLULAS MADRES ÉTICAS -- La investigación de células madres que no destruye a los embriones continúa produciendo resultados que dan esperanza, incluyendo un tratamiento para la diabetes.

Científicos de Corea del Sur hicieron crecer células pancreáticas beta, -- lo cual puede ayudar a tratar la diabetes -- usando células madres provenientes de un cordón umbilical, según lo anunciado por el equipo el 23 de enero y reportado en el diario The Korean Times. Las células beta del páncreas hacen la insulina, cuya ausencia puede causar la diabetes.

“Esperamos que los avances relacionados con las células madres provenientes del cordón umbilical ayuden [con la diabetes],” afirmó Kang Kyung-sun, un profesor de la Universidad Nacional de Seúl quien dirige al equipo de investigación, según reporte de The Times. “Haría posible que los pacientes luchen contra la diabetes sin causar debates éticos, a diferencia del uso de células madres embriónicas.”

Las células madres son las células maestras del cuerpo que se pueden desarrollar como otras células, proveyendo esperanza para el tratamiento de numerosas enfermedades. La investigación embriónica tiene muchos opositores ya que la extracción de células madres requiere la destrucción del ser humano con apenas unos días de vida. La extracción de células madres de fuentes no embriónicas, como el cordón umbilical, la sangre, la placenta, la médula espinal y la grasa, no requiere que se dañe al donador.

En otro avance anunciado el 24 de enero, científicos británicos y estadounidenses reportaron que algunas células de las madres se pasan al páncreas del bebé nonato con diabetes tipo 1 y se convierten en células beta, reportó The Telegram. La investigación sugiere que se pueden extrae las células madres de una mamá para así ayudar a tratar a su hijo diabético, según el diario británico.

La investigación recientemente publicada por los equipos de la Universidad de Bristol en Inglaterra y el Centro Fred Hutchinson para la Investigación del Cáncer con sede en Seattle, mostraron que no hubo problemas inmunes entre las células de la madre y de su hijo.

Hay cerca de 20.8 millones de adultos y niños con diabetes en los Estados Unidos, según la Asociación Americana de la Diabetes. Entre un 5 y 10 por ciento de los norteamericanos padece diabetes tipo 1, según la página en la Internet de la AAD. La diabetes tipo 1 es causada cuando el cuerpo falla en su producción de insulina. La mayoría de los pacientes diabéticos norteamericanos tienen diabetes tipo 2, la cual es el resultado de que el cuerpo no usa la insulina apropiadamente, según explica la AAD.

CRIST EMPUJA INVESTIGACIÓN LETAL -- El nuevo gobernador republicano de Florida, Charlie Crist, apoya una propuesta de ley para financiar la investigación de células madres que destruye embriones.

Según Associated Press, un legislador demócrata, Rep. Franklin Sands de Weston, presentó la propuesta el 23 de enero pidiendo al estado que provea al menos $20 millones al año por 10 años para la ambas investigaciones de células madres: la que usa embriones y la que no los usa.

La experimentación embriónica es controversial ya que el extraer células madres de un embrión le produce la muerte a este ser humano que apenas tiene unos días de vida. Las células madres no embriónicas se extraen sin dañar al donador.

Luego del anuncio de la propuesta de ley, Crist dijo que este asunto es una prioridad para él.

“Creo que es importante, y hablamos acerca de esto durante la campaña ya que una de sus promesas es que pudiera curar… muchas enfermedades y padecimientos que sufren muchos de nuestros ciudadanos,” afirmó según un reporte de AP.

“Hay tantas áreas y tantas cosas que pudieran ser beneficiadas por este tipo de investigación, y creo que gente compasiva y cuidadosa puede entenderlo,” dijo Crist. “Así que no creo que enfrentará mucha oposición. Eso espero.”

El antecesor de Crist, el republicano Jeb Bush, se opuso a la propuesta de ley, así como lo hicieron muchos líderes republicanos en la legislatura. El año pasado dicha medida no fue sometida a votación en el piso, reportó AP.


Download Story