August 27, 2014
   
   
Momentos cambia vidas conducen a misioneros al extranjero

Posted on Mar 7, 2014 | Por Laura Fielding

RICHMOND, Va. (BP) -- Desde temprana edad, Julie Linfield* pensaba que los misioneros eran "esas" personas -- las de tipo aventurero que les gustaba viajar a lugares interesantes y comer comidas extrañas. Ese tipo de vida no era para ella, pensaba; ella nunca fue de las de comer insectos o nada inusual como eso.

Desde que era joven, Aaron,* el futuro esposo de Julie, quería ser misionero internacional -- y él sí había comido insectos.

Dios juntó a la pareja y les mostró que las misiones no se trata de experiencias radicales, como comer cosas extrañas, sino acerca de que "Dios junta gente muy diferente para unirla en adoración al pie de la cruz," dijo Aaron. "Ahora nuestra familia va a hacer que Cristo sea conocido por los perdidos en Asia del este."

Aaron y Julie Linfield son dos de los 40 nuevos misioneros designados por los directivos de IMB en un servicio el 28 de febrero en Great Hills Baptist Church en Austin, Texas.

Si bien Dios llama a muchos al servicio en misiones a través de las iglesias, de los campamentos cristianos o de los viajes de misión de corto tiempo, otros sienten la dirección de Dios a través de circunstancias o influencias curiosas. Otros misioneros nuevos compartieron cómo su peregrinaje –- no importa cuán inusual o atípico -- los guió a ser "totalmente suyos" sirviendo a Dios en el extranjero.

Dios llamó a Michael Love* a las misiones a través de una combinación inusual de la banda gospel Blackwood Brothers y una película de aventuras de héroes internacionales, las cuales animaron el interés de Michael en la obra de Dios en diferentes países y culturas.

La esposa de Michael, Mary,* dice que Dios "comenzó a atraerme a las misiones cuando las Olimpiadas -- y el mundo -- llegaron a Atlanta."

Mientras Mary estaba en la secundaria y trabajaba medio tiempo en un centro comercial en el verano de 1996, conoció a gente de todas partes del mundo, como turistas y participantes de los juegos. Pero las personas que hicieron el mayor impacto en ella fueron los misioneros que intencionadamente habían llegado a Atlanta para compartir el evangelio de Jesucristo.

"Y ahora, nosotros vamos a ir con el poder de Dios para ser su corazón para la gente de Asia central," dijo Michael.

Aunque Grace Winslow* escuchó el llamado de Dios a las misiones a los 22 años, ella le puso algunas estipulaciones a Dios.

"Yo dije: Sudamérica,'" recordó Grace. "Él dijo: 'No.' Yo dije: 'Ni enseñar ni países musulmanes.' Dios dijo que enseñara inglés en el país musulmán más grande del mundo."

Fue durante su tiempo como aprendiz en el sudeste de Asia que Dios le dio a Grace un amor por los asiáticos, y ahora ella será la voz de él para los estudiantes universitarios en Asia del este.

Un lugar para rendirse

Durante el servicio, el presidente de la Junta de Misiones Internacionales, Tom Elliff se dirigió a las familias, amigos y miembros de las iglesias de los nuevos misioneros -- en una divergencia de su típico mensaje se dirigió a los designados.

"Quiero contestar esta pregunta que algunos de ustedes están haciendo [a los misioneros]: '¿Por qué van a ir?'" dijo Elliff.

Elliff señaló Isaías 6, donde el profeta tuvo una visión del Señor. Si los lectores ahondan en el pasaje, dijo, Elliff, encontrarán que Isaías estaba convencido de la soberanía de Dios, convicto de su pecado y llamado a servir.

"Pero lo que quiero que vean, lo que Dios quiere que vean, es que Isaías tuvo una experiencia con Dios que le cambió la vida -- nunca volvería a ser el mismo después de esta experiencia." Dijo Elliff. "Y estas personas sentadas aquí pueden decirles a ustedes: 'Mamá, papa, amigo, he tenido un encuentro cambia vidas con Dios.'"

Pero ese encuentro cambia vidas no es "el fin de la oración," dijo Elliff. El encuentro lleva a un lugar de rendición -- no a una rendición reacia, a rastras, sino a una similar a la respuesta inmediata de Isaías a Dios: "Aquí estoy. ¡Envíame a mí!"

"Qué gozo tener hijos, tener amigos, tener miembros de la iglesia que hayan tenido tal experiencia cambia vidas con Cristo que los ha llevado a un lugar de ansiosa rendición, de manera que deben ir y compartir la luz del evangelio donde no ha sido esparcida antes," dijo Elliff.

"Esa es la respuesta a su pregunta."

El próximo servicio de designación será el 14 de mayo en First Baptist Church de Spartanburg, Carolina del Sur.
--30--
*Nombre cambiado. Laura Fielding es escritora de IMB.


Latest Stories
  • 'Deseo que Cristo sea glorificado,' dice el misionero infectado de ébola después de ser dado de alta del hospital
  • Inclinación hacia el matrimonio gay da un traspié
  • Conversaciones con un padrote cambian la perspectiva de una misionera
  • En el mundo de las misiones, dice pastor, 'No desprecien los comienzos pequeños'
  • EDITORIAL: Cuida la Lengua; Santiago 3:1-9
  • Add BP en Espanol to
    your news reader


    Email this Story

    My Name*:
    My Email*:
    Comment:
      Enter list of email recipients, one address per box
    Recipient 1*
    Recipient 2
    Recipient 3
    Recipient 4
    Recipient 5
    To fight spam-bots, we need to verify you're a real human user.
    Please enter your answer below:
    Who was the first man?
    Answer*:
      * = Required Fields Close
       
       


     © Copyright 2014 Baptist Press. All Rights Reserved. Terms of Use.


    Southern Baptist Convention