Los bautistas concluyen los planes de reconstrucción de las iglesias en las Bahamas

FREEPORT, Bahamas (BP) -- Después de tres días evaluando el daño causado por el huracán Dorian, un equipo de 8 miembros bautistas del sur regresaron a los Estados Unidos con una gran apreciación del pueblo bahameño y un compromiso de unirse a las iglesias bautistas en la isla Gran Bahamas para ayudarles a reconstruir y expandir su ministerio en la comunidad.

Shane McGivney, directora de Mississippi Baptist Disaster Relief; Sam Porter, director nacional de Southern Baptist Disaster Relief; Reggie Saxon, voluntario de Louisiana Baptist Disaster Relief, reza con los sobrevivientes del huracán Dorian en las Bahamas. Los representantes de SBDR estuvieron en las Bahamas la semana pasada para finalizar las asociaciones entre los equipos estatales de SBDR y las iglesias bautistas locales que necesitan reconstruirse después del huracán.
 
Los representantes de Baptist Global Response (BGR), Southern Baptist Disaster Relief (SBDR), la Junta de Misiones Internacionales (IMB, por sus siglas en inglés), y dos convenciones bautistas estatales recorrieron la isla la semana pasada para explorar maneras en que los bautistas del sur pueden apoyar a las iglesias bautistas en las islas.

"La isla se está recuperando bastante rápido," dijo Shane McGivney, director de Mississippi Baptist Disaster Relief.

"Los bahameños son un pueblo maravilloso," señaló. "Son muy espirituales. Aman al Señor. Según entiendo, hace un par de semanas cuando nuestro equipo estaba ahí, no estaban muy sonrientes. Todavía estaban en shock. Pero cuando estuvimos ahí esta semana pasada, estaban sonriendo y riendo. Es un pueblo muy fuerte. Entienden que la esperanza está en el Señor, y que están dando su amor a su familia de la iglesia y a sus comunidades."

Durante el tiempo que el equipo estuvo en las Bahamas, finalizaron los detalles de las alianzas entre 13 convenciones estatales bautistas del sur y 10 iglesias del área. Varias convenciones estatales comenzarán a trabajar juntas en algunos de los proyectos más intensos. A través de las alianzas, los equipos estatales de SBR ayudarán a reconstruir las iglesias y apoyar las oportunidades de ministrar en la comunidad.

Estas alianzas llegan antes de cumplirse un mes desde que el huracán Dorian azotó la isla con una devastación histórica. Después de vientos sostenidos de 185 millas por hora, el huracán más severo en la historia de la isla dejó sin vida a 56 personas. Los oficiales siguen reportando que hay por lo menos 600 personas perdidas. Los reportes iniciales sugieren que el huracán dejó sin hogar a más de 70,000 personas.

Jeff Palmer, director ejecutivo de Baptist Global Response, escribió en un reporte a su regreso la semana pasada, que la disponibilidad de servicios locales, alimentos y otros suministros están regresando a la normalidad en la isla.

"Algunas casas y estructuras pueden ser reconstruidas. Otras simplemente tendrán que ser niveladas y reconstruidas," dijo Palmer. "Hay muchos daños causados por el agua en muchas áreas y requieren limpieza y desinfección especializadas."

BGR está liderando y coordinando los esfuerzos de los bautistas del sur en las Bahamas después del huracán Dorian.

Las alianzas de SBDR se enfocarán en reconstruir 10 iglesias bautistas dañadas. Según Sam Porter, director nacional de SBDR, este ministerio trabajará con la esperanza de que estas congregaciones se puedan convertir en centros para la comunidad mientras se recupera la isla Gran Bahamas.

Porter dice que la necesidad más urgente que los bautistas bahameños le han comunicado es la ayuda con la consejería después del trauma. Muchos pastores del área están enfrentando retos masivos personales y de ministerio, particularmente.

Algunos han perdido a miembros de su familia, trabajos o iglesias por causa del huracán Dorian. Para ayudar a estos pastores, Porter dijo que Mark Wakefield, director de Alabama Baptist Disaster Relief, y uno de los capellanes con más experiencia en trauma en la vida bautista del sur, está programando su visita a la isla en unas semanas. Mientras esté en las Bahamas, dará consejería a los pastores y les capacitará en el tema de la consejería después del trauma para que ellos puedan ayudar a sus propias congregaciones.

SBDR enfrenta varios retos en su esfuerzo por apoyar a las iglesias locales de las Bahamas.

En primer lugar, un año muy ocupado ha mermado el sistema de SBDR. Porter señala que diariamente desde febrero los equipos de SBDR han respondido ante inundaciones en por lo menos un estado.

Incluso ahora mismo, SBDR está respondiendo ante la inundación masiva que trajo la tormenta tropical Imelda en el este de Texas. Múltiples equipos de ayuda en desastres están en alerta y en camino a la región en las próximas semanas. SBDR también tiene equipos sirviendo en las orillas de Carolina del Norte, ministrando en otra área golpeada por el huracán Dorian.

"Si alguien está buscando una oportunidad misionera, necesitan contactar a su director estatal de ayuda en desastres," dijo Porter. "Les prometo que están buscando gente lista para participar."

Los proyectos de reconstrucción serán caros. Los equipos de SBDR necesitarán enviar por barco la mayoría de sus materiales hasta la isla. Los voluntarios también necesitarán boletos de avión para llegar a la isla. La recaudación de fondos para los proyectos vendrá de las alianzas con las convenciones estatales.

Ya que se necesita que las iglesias de Bahamas consigan los permisos de reconstrucción de sus edificios en las Bahamas, y SBDR tiene que hacer llegar los materiales hasta la isla, los primeros equipos bautistas del sur que lleguen probablemente se enfocaran en la capacitación para limpiar moho en algunas iglesias. Porter espera que este entrenamiento provea a las iglesias del área oportunidades para llegar a sus vecinos.

"Estoy ansioso por ver a mis amigos, a los directores estatales [de SBDR] y a sus equipos, trabajar en conjunto con estas iglesias y venir hasta aquí," dijo Porter. "Creo que todos van a beneficiarse. Será de beneficio para la Junta de Misiones Internacionales, la cual está relacionada con SBDR, para Send Relief de la Junta de Misiones Norteamericanas, para SBDR y a fin de cuentas es el Señor quien va a ser el ganador.

"Les prometo," señaló Porter, "que mientras estamos haciendo esto [alianza], será un gran testimonio para estas comunidades."

Porter recomienda que las iglesias y los individuos que quieren apoyar estas oportunidades de ministerio hagan donaciones a través de sus convenciones bautistas estatales. SBDR está pidiendo a las convenciones estatales que comuniquen a sus iglesias las necesidades de las iglesias en las Bahamas y las maneras que su gente puede ayudar.

Tobin Perry es un escritor independiente en línea en tobinperry.com.
Download Story