EDITORIAL: Misión en Acción: Programa Cooperativo

GRAPEVINE, Texas (BP) -- Uno de los pasajes bíblicos que se ha memorizado más por todo el mundo cristiano es La Gran Comisión.

"Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén." Mateo 28:18-19

Es el desafío final y las últimas órdenes que vienen de los labios de Jesús a sus discípulos que también se aplican a nosotros como creyentes y seguidores de Cristo.

En la Gran Comisión, Cristo les dice a Sus discípulos lo que tienen que hacer: buscar a los perdidos, hacer discípulos, bautizarlos y enseñarles a guardar Sus mandamientos. Y el Señor no termina allí, porque Él nos dice: "… yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo." Eso significa que Él nos ha llamado a una obra maravillosa que es compartir el reino de Dios con toda persona aquí en la tierra; pero a la vez, Él nunca nos dejará solos. Cristo promete estar con nosotros mientras vayamos proclamando las buenas nuevas de Cristo.

Como Bautistas del Sur cuando ofrendamos al Programa Cooperativo, estamos dando por motivo de la Gran Comisión. Es decir cuando damos nuestras ofrendas eso hace que nuestros recursos financieros vayan más allá para alcanzar a los perdidos (los que no creen en Cristo como Salvador), ayuda para que los afligidos sean restaurados y para que vidas sean transformadas por la proclamación del reino de Dios aquí en la tierra.

Todo empieza con el diezmo que damos a nuestra iglesia local. La iglesia usa esa ofrenda para sufragar gastos para el personal, diferentes programas, ministerios y obra misionera. Un porcentaje se ofrenda a la convención estatal, la cual da una porción designada para financiar el Programa Cooperativo. Y así se puede hacer muchos diferentes ministerios y obra misionera en nuestro país y por todo el mundo.

Contribuir al Programa Cooperativo significa que muchos hogares serán reestablecidos, muchos estudiantes serán capacitados para el ministerio en nuestros seis seminarios y podemos apoyar a más de tres mil misioneros para que trabajen a tiempo completo en el campo extranjero y más de cinco mil misioneros en los Estados Unidos y Canadá.

El corazón de los Bautistas del Sur para hacer ministerios y misiones es el Programa Cooperativo. Nuestro mundo entero está esperando escuchar y responder al evangelio gracias a las ofrendas recibidas. Desde que empezó en 1925, el Programa Cooperativo ha dependido de individuos, de iglesias, de convenciones estatales y otras entidades de la Convención Bautista del Sur para trabajar juntos en una misma meta para compartir el evangelio de Cristo Jesús. Como Bautistas del Sur queremos que todo el mundo conozca que Cristo es el único camino para ir al cielo.

Cuando millones de cristianos damos al Programa Cooperativo, la Gran Comisión se cumple al máximo. Juntos podemos hacer mucho más.

"Para que sea conocido en la tierra tu camino, en todas las naciones tu salvación." Salmos 67:2

Mike Gonzales es Director de los Ministerios Hispanos, Convención de los Bautistas del Sur de Texas.
Download Story