La ofrenda Lottie Moon alcanza $165.8 millones

Por Julie McGowan, posted Wednesday, June 08, 2016 (2 years ago)

RICHMOND, Virginia (BP) -- Los bautistas del sur proveyeron un rotundo apoyo a través de la Ofrenda de Navidad Lottie Moon 2015 para las misiones internacionales.

Finalizada a principios de junio, la ofrenda Lottie Moon 2015 totalizó $165.8 millones -- el más alto total en los 127 años de historia de la ofrenda. La ofrenda sobrepasó el anterior record de todos los tiempos de $154 millones en 2013 por $11.8 millones. La ofrenda Lottie Moon 2014 totalizó un poco más de $153 millones.

"Los bautistas del sur han mostrado su compromiso con las misión de Dios a través de estas donaciones a la Ofrenda de Navidad Lottie Moon," dijo el presidente de IMB David Platt. "Especialmente después de un año en el cual hemos caminado juntos a través de muchos retos, el apoyo de los bautistas del sur se ha mostrado a través de esta ofrenda que no solamente sustentará sino que también animará a los miles de misioneros enviados desde las iglesias bautistas del sur quienes están esparciendo el evangelio ahora mismo. Como una familia IMB, a nombre de la gente no alcanzada alrededor del mundo, estamos profundamente agradecidos por la generosidad de los bautistas del sur que han dado para la gloria de Dios entre las naciones."

"Además, nosotros como familia IMB y CBS anhelamos prospectar en los días venideros cómo nuestro dar cooperativo puede avivar una aun incrementada fuerza misionera que lleva el evangelio a aquellos que nunca lo han oído," señaló Platt. "Nuestros tiempos son muy urgentes, nuestras oportunidades son muy grandes, y nuestro evangelio es muy glorioso para conformarse con algo menos que la renuncia incondicional como convención de iglesias para ver a Cristo proclamado en cada lugar y entre cada etnia en el mundo."

Wanda Lee, directora ejecutiva de la Unión Femenil Misionera (WMU por sus siglas en inglés), la cual promueve la ofrenda en compañerismo con IMB, expresó su gratitud por las donaciones.

"Con el inicio de la primera ofrenda para las misiones internacionales en 1888," dijo Wanda Lee, "los Bautistas del sur fueron desafiados a orar y a dar sacrificialmente de manera que aquellos que no habían oído el evangelio pudieran tener esa oportunidad. Cuando Lottie Moon vio la profundidad de la perdición en China e imploró ayuda, las iglesias respondieron con un incrementado dar y apoyo en oración. Este año, estamos agradecidos por la forma en la que los bautistas del sur respondieron una vez más en un tiempo crítico cuando son necesarios incrementados recursos para nuestro alcance internacional. Cuán agradecidos estamos por cada persona que dio y oró probando que juntos podemos lograr muchísimo más que una sola iglesia o un individuo solo."

La visión de IMB para el futuro incluye equipos misioneros “ilimitados” –grupos saludables de “enviados” que se unan juntos con la meta de que cada equipo haga discípulos y multiplique iglesias. Finalmente, la obra de IMB está enfocada en los no alcanzados, “haciendo todo esto porque amamos la gloria de Dios más que nuestras propias vidas,” dijo Platt.

Los misioneros de tiempo completo son esenciales como líderes que continúan siendo los obreros estratégicos clave en algunos de los más difíciles lugares de la tierra. Más de 3.600 misioneros de la IMB dependen de la ofrenda Lottie Moon y del dar regular de las iglesias a través del Programa Cooperativo de la Convención Bautista del Sur para los salarios de los misioneros, vivienda, cuidado médico, educación de los hijos, transporte y otros gastos. Sostener a un misionero totalmente financiado en el extranjero cuesta un promedio de $141 al día, o alrededor de $51.000 al año.

La ofrenda 2015 responderá por más de la mitad del total del presupuesto IMB 2016 de $278,755.000, dijo Rodney Freeman, tesorero y vicepresidente de servicios de sostenimiento de IMB.

Billones sin alcanzar

De las 11.000 etnias del mundo, más de la mitad – billones de personas – no han sido alcanzadas con el evangelio. Esto significa que hay entre ellas personas a quienes Cristo les es ampliamente desconocido y la iglesia es relativamente insuficiente para darlo a conocer en su amplia población sin ayuda externa. Más de 3.000 etnias no alcanzadas tampoco son contactadas, lo que significa que nadie está trabajando o plantando iglesias entre ellas.

La ofrenda Lottie Moon capacita a los misioneros a hacer la diferencia.

Consideren la crisis de refugiados en el norte de África y en el Medio Oriente. Aunque las imágenes y reportes de decapitaciones, crueldad y pura maldad continúan haciendo sombra a los refugiados – contados en millones – para que reciban alguna luz de esperanza, hay esperanza en las buenas nuevas de Jesucristo.

El obrero cristiano Peter Matheson*trabaja incansablemente para llevar la esperanza de Dios a los refugiados. Pero su trabajo acarrea un gran costo a los muchos que sirve y a él, personalmente, mientras ministra en medio de tremendo sufrimiento. Mediante el sostén de los bautistas del sur, Matheson ha podido trabajar a lo largo de la frontera de Siria distribuyendo cajas de comida y otros artículos de primera necesidad.

"Tenemos la capacidad, a través del Programa Cooperativo y la Ofrenda de Navidad Lottie Moon, de enfocarnos 100 por ciento en el ministerio que Dios nos ha dado como trabajadores…como obreros en el campo,” dijo Matheson. "Tenemos la capacidad de darle toda nuestra atención a la gente maltratada ministrando sus necesidades físicas, emocionales y, más importante, sus necesidades espirituales."

Al otro lado del océano, la misionera Liesa Holeman halló un insólito sendero hacia las comunidades indígenas de difícil acceso en México exactamente donde ella viven en la ciudad de Oaxaca. Durante años de voluntariado en el hogar de niños Casa Hogar en Oaxaca, Liesa Holeman ha conocido a docenas de familias de pueblos indígenas a los que alguien de afuera le habría sido muy difícil entrar. Muchas de las familias viajan hasta 12 horas por colinas escarpadas y tortuosas en bus para llevar a sus niños y algunas veces a miembros adultos de la familia al hogar de niños en busca de cuidado físico y emocional.

Las ofrendas de los bautistas del sur capacitan a Liesa Holeman a comprar las provisiones ministeriales que usa en el hogar de niños, donde en compañerismo con iglesias de EE.UU., incluyendo su propia iglesia, la Iglesia First Baptist de Oxford, Mississippi, envían grupos para compartir el evangelio. Hay por lo menos 10 etnias no alcanzadas y no contactadas solamente en México, lo que totaliza más de 300.000 personas que no tienen acceso continuo al evangelio. Y hay más de 30 etnias no alcanzadas en el país, que representan cerca de 1.5 millón de personas.

Para obtener más información acerca de los misioneros sostenidos por la Ofrenda de Navidad Lottie Moon, información financiera adicional y otras preguntas relacionadas a IMB, visite IMB.org aquí.

*Nombre cambiado.

Julie McGowan es líder de relaciones públicas de IMB. Historias de Rolan Way y Kate Gregory contribuyeron a esta historia.
Download Story